Redacción Gedesco | 20 Mayo 2015 | Economía para todos

Trademarketing: qué es y para qué sirve

Trademarketing: qué es y para qué sirve

El trademarketing es una técnica de marketing que pretende favorecer una mejor exposición de los productos en el punto de venta. Para entender mejor qué es el trademarketing vamos a poner un ejemplo. Imaginemos que soy un fabricante de yogures. Como fabricante, yo no vendo directamente a mi cliente final, sino que lo hago a través de un distribuidor, es decir, un supermercado o cualquier otro punto de venta autorizado. La empresa que fabrica un producto, de común acuerdo con el distribuidor, decide poner en marcha una serie de acciones para favorecer que se vendan más sus yogures, por ejemplo, una mascota de la marca que despierte la atención de niños y padres y pueda fomentar las ventas.

Con este ejemplo de trademarketing ganan las dos partes. Por un lado, la marca de yogures vende más productos y se impone a la competencia, ya que existen otras marcas de yogures que también se encuentran expuestos en ese mismo lugar. Por otro lado, el punto de venta, distribuidor o centro comercial que realiza esta acción de trademarketing aumenta sus ventas, fruto de la llamada de atención que se genera en el cliente. Se crea una experiencia positiva en el consumidor, a través del trademarketing, lo que genera un aumento de la facturación para ambas partes, y una mejora de la imagen de marca también para ambas entidades.

Acciones de trademarketing

Uno de los aspectos fundamentales en el trademarketing es la creatividad y la diferenciación. Debemos llamar la atención, aunque siempre en un plano positivo, posicionándonos como referente en los valores de nuestra marca con respecto a la competencia. Si confiamos plenamente en la calidad de nuestro producto, las degustaciones pueden ser una buena acción de trademarketing.

Otra alternativa común es llamar la atención en el punto de venta generando una experiencia positiva, a través de regalos, fotografías con una mascota, etc. El trademarketing puede utilizarse no sólo para favorecer las ventas, sino también la imagen de marca. De este modo, el crear una experiencia positiva en el punto de venta puede ayudar a ambos objetivos. A su vez, el distribuidor también estará consiguiendo que el cliente considere que se lo ha pasado bien en ese establecimiento, por lo que, probablemente, volverá.

Existen otras fórmulas más sutiles pero eficientes, dentro del trademarketing. La ubicación de un corner o expositor destacado es algo que no genera un gran gasto y que puede despertar el interés del consumidor, al colocar nuestro producto de una forma destacada con respecto a la competencia. La simple ubicación de elementos en el expositor es una técnica que se incluye dentro del concepto de trademarketing. Los productos que se encuentran a la altura de los ojos, tienen más oportunidades de ser vendidos que los que se encuentran a los pies del cliente, por poner un ejemplo.

Por qué realizar trademarketing

Una vez entendido el concepto de lo que es trademarketing, pasaremos a explicar por qué es interesante apostar por este tipo de acciones. Los productos que se venden en puntos de venta o distribuidores suelen ser muy similares entre sí. Volviendo al ejemplo del yogur, en un supermercado podemos encontrad varias marcas diferentes de este producto, pero las diferencias entre un yogur natural y otro no son muy amplias.

En un ámbito tan tremendamente competitivo, y poco diferenciado, el trademarketing puede ser la diferencia entre que el cliente escoja tu producto o el de la competencia. La ubicación en el expositor, que el expositor sea o no destacado u otras llamadas de atención como las analizadas, pueden generar la venta de tu producto frente al de la competencia.

 

 

Otras noticias de interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.