Redacción Gedesco | 29 Abril 2013 | Consejos para empresas

Cuando la responsabilidad social corporativa no es responsable ni social

Responsabilidad social corporativaHablamos de responsabilidad social corporativa para referirnos a todas aquellas acciones que lleva a cabo una empresa con el fin de contribuir activamente a la mejora de su entorno. Estas acciones pueden tener como objetivo fines sociales, económicos o ambientales. En los últimos años la responsabilidad social corporativa se ha convertido en un elemento muy importante de la acción empresarial. Pero también se ha puesto al descubierto la cara B de lo que algunas empresas conciben como una estrategia de marketing.

La responsabilidad social no debería ser una moda o una manera de que empresas con comportamientos dudosos se presenten como respetables frente a la sociedad. La principal crítica que se hace, especialmente a algunas empresas multinacionales, es que no cumplen con los estándares éticos mínimos, pero gastan millones en promocionar “buenas obras”.

Responsabilidad social corporativa incoherente

La teoría de la responsabilidad social corporativa incide en el impacto que las buenas prácticas de una empresa deben tener entre sus trabajadores y en las comunidades donde actúa. Estas prácticas se llevan a cabo especialmente en ámbitos como condiciones de trabajo dignas, respeto por el medio ambiente y reparto justo de las riquezas creadas. Una teoría que no todas las empresas ponen en práctica de igual manera.

La distorsión entre la teoría y la práctica al hablar de responsabilidad social corporativa suele darse cuando una o varias empresas no cumplen con los requisitos mínimos de mejora de su comunidad en su actividad diaria, pero dedican una parte de sus beneficios a promocionar o a apoyar campañas solidarias. La gran paradoja es que muchas veces estas campañas promueven precisamente esas acciones que la empresa no lleva a cabo.

Un consejo: la honestidad es el camino

Por eso, decíamos al principio que la responsabilidad social corporativa se ha convertido para algunas compañías en una estrategia de marketing. Como empresa, la mejor campaña de responsabilidad social corporativa es la honestidad. Sólo actuando de manera honesta y transparente, las prácticas de una compañía van a promover mejoras entre sus trabajadores y la comunidad.

Además, en un mundo tan interconectado y donde las redes sociales llegan a casi todo el mundo es muy difícil que una empresa que lleva a cabo prácticas poco éticas pueda ocultarlo. Ni siquiera con grandes campañas de marketing. Así pues, la mejor responsabilidad social es la que empieza de puertas para adentro.

 

Otras noticias de interés

  • ¿Quieres saber cómo mejorar la gestión de tu empresa?¿Quieres saber cómo mejorar la gestión de tu empresa? Cuando somos consumidores es muy sencillo criticar lo que hacen mal las empresas y por qué no estamos satisfechos. Sin embargo, es importante ver las dos caras de la moneda y ver qué […]
  • ¿En qué sector emprendo?¿En qué sector emprendo? Cuando hablamos de emprender parece que tenga que ser creando una empresa. Es verdad que en general esta es la idea que tenemos de empezar algo y la base sobre la que hemos construido […]
  • La paciencia es la madre del éxito empresarialLa paciencia es la madre del éxito empresarial Es incontestable esa máxima que dice que la paciencia es la madre de la ciencia. Aplicada al mundo empresarial podemos afirmar que la paciencia también puede ser la madre del éxito de un […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.