Redacción Gedesco | 9 Mayo 2013 | Consejos para empresas

Rectificar es de sabios, en un plan de negocio también

Rectificar es de sabios, en un plan de negocio tambiénAunque un plan de negocio bien definido es fundamental para empezar con buen pie cualquier proyecto, eso no significa que no se pueda flexibilizar o adaptar a nuevas realidades con las que no habíamos contado en un principio. No se trata de que la empresa se vaya moviendo a bandazos sino de ser lo suficientemente adaptables a situaciones no previstas.

A veces esos cambios en el plan de negocio suponen redirigirlo hacia una actividad que en principio considerábamos secundaria, pero que una vez puesta en práctica puede resultar rentable explotar. No sería la primera vez que una empresa convierte en su principal línea de negocio aquella actividad que en el plan inicial iba a ser secundaria.

Si tienes que hacerlo, hazlo rápido

Ni es el fin del mundo, ni debe ser ningún trauma. Tener que cambiar el plan de negocio trastoca los planes, pero cuando esto ocurre debemos considerar que es otra puerta la que se abre. Afortunadamente la situación tiene solución y no es completamente irreversible. Lo importante en ese momento es rectificar rápido y no titubear. Una rectificación a tiempo no es sólo una decisión sabia, sino que puede salvar el futuro de una empresa. No suele ser una decisión fácil o que se tome por las buenas, pero sólo el tiempo dirá si ha sido acertada.

Convertir una actividad secundaria en principal línea de negocio puede salvar la supervivencia de la empresa. Sobre todo en compañías que se están asentando. Es una apuesta fuerte, pues hay que empezar aceptando que el plan de negocio inicial no se ha cumplido. Así es la vida y así es la empresa; no existen fórmulas mágicas. Sin embargo, sí existen fórmulas que facilitan el éxito y la flexibilidad es una de ellas.

Adapta la financiación al nuevo plan

Es esencial que el cambio en el plan de negocio esté acompañado por un cambio en el reparto de la financiación. Si aceptamos que la actividad principal de la empresa ha cambiado, tendremos que invertir en consecuencia y repartir la financiación adaptándola a la nueva realidad de la empresa.

Pongamos por ejemplo una empresa que nació para dar formación online en marketing, pero al recibir mucha demanda de alumnos extranjeros se dan cuenta de que pueden reconducir el negocio hacia la enseñanza de español de negocios para esos alumnos. El éxito dependerá de que sepan verlo a tiempo y actuar en consecuencia.

Otras noticias de interés

  • Activos intangibles: qué son y por qué son importantesActivos intangibles: qué son y por qué son importantes Para que un bien sea intangible debe cumplir 3 condiciones: la definición de activo (elementos controlados por la empresa), el criterio de reconocimiento de activos (debe ofrecer […]
  • Unos pasos sencillos para blindar tu marcaUnos pasos sencillos para blindar tu marca Construir una buena marca no es una garantía de éxito, pero sí que es una condición indispensable para alcanzarlo. Para conseguir una marca consistente no sólo hay que tener una idea, sino […]
  • ¿En qué sector emprendo?¿En qué sector emprendo? Cuando hablamos de emprender parece que tenga que ser creando una empresa. Es verdad que en general esta es la idea que tenemos de empezar algo y la base sobre la que hemos construido […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.