Redacción Gedesco | 25 Septiembre 2014 | Economía para todos

¿Qué son los convenios especiales con la Seguridad Social?

jubilación-cotizar-prestación-convenios-empresas-trabajadores

Las noticias surgidas en las últimas semanas en relación a la posibilidad de acudir a la jubilación anticipada a aquellos contribuyentes que mantienen determinados convenios especiales con la Seguridad Social hace conveniente una aclaración sobre en qué consisten estos convenios especiales.

Por lo general se trata de acuerdos voluntarios suscritos por los trabajadores con la Tesorería General de la Seguridad Social con el fin de generar, mantener o ampliar, en determinadas situaciones, el derecho a las prestaciones de la Seguridad Social, y con la obligación de abonar a su exclusivo cargo, las cuotas que corresponden. Estos acuerdos pueden ser realizados tanto por trabajadores por cuenta ajena como por cuenta propia.

Cómo funcionan

Supongamos un trabajador que alcanzada cierta edad, habiendo cotizado durante un periodo determinado y a pocos años de alcanzar la edad de jubilación se vea sin actividad laboral. En estas y otras situaciones el hecho de no cotizar durante los años que faltan hasta la jubilación puede suponer una merma notable en la cuantía de su pensión, o en algunos casos puede ser la diferencia entre acceder a una pensión contributiva o una no contributiva.

En estos casos el trabajador puede acordar con la Seguridad Social un convenio especial por el cual, haciéndose cargo del pago de la cuota correspondiente, el trabajador complementa su cotización para que llegado el momento pueda acceder a una pensión mayor que la que le correspondería por sus circunstancias actuales.

El convenio extiende la cotización, y sus correspondiente prestaciones, en las coberturas de invalidez permanente, muerte y supervivencia, derivadas de enfermedad común y accidente no laboral, jubilación y servicios sociales.

Pueden suscribir a un convenio especial los trabajadores que se encuentren en las situaciones siguientes:

  • Trabajadores que causen baja en la Segurida Social y no queden comprendidos en cualquier otro.
  • Trabajadores por cuenta ajena indefinidos y los trabajadores por cuenta propia incluidos en el Sistema de la Seguridad Social, siempre que continúen en situación de alta, tengan 65 o más años y 35 o más de cotización efectiva,
  • Trabajadores o asimilados en situación de pluriempleo o de pluriactividad que cesen en alguna de las actividades por cuenta ajena o propia.
  • Trabajadores o asimilados que cesen en su actividad por cuenta propia o ajena y sean contratados con remuneraciones que den lugar a una base de cotización inferior al promedio de los doce meses inmediatamente anteriores a dicho cese.
  • Pensionistas de incapacidad permanente total para su profesión habitual, que con posterioridad a la fecha de efectos de la correspondiente pensión hayan realizado trabajos y hubiesen estado incluidos en algún Régimen del Sistema de Seguridad Social y se encuentren en una de las situaciones anteriores.
  • Trabajadores que se encuentren percibiendo prestaciones por desempleo o el subsidio por desempleo y cesen en la percepción de las mismas.
  • Pensionistas que hayan sido declarados capaces o inválidos parciales o en incapacidad permanente o jubilación, a quienes se anule su pensión en virtud de sentencia firme.
  • Trabajadores que hayan causado baja a causa de solicitud de una pensión y esta les sea denegada.

Para poder solicitarlo es necesario tener cubierto un período mínimo de cotización de 1.080 días en los doce años inmediatamente anteriores a la baja en el Régimen de la Seguridad Social de que se trate.

El convenio especial con la Seguridad Social quedará suspendido, respecto de la obligación de cotizar y la protección correspondiente, durante los períodos de actividad del trabajador o asimilado que lo hubiera suscrito cuando los mismos, tanto si tienen un carácter continuo como discontinuo, determinen su encuadramiento en el campo de aplicación de alguno de los Regímenes de la Seguridad Social, siempre que la base de cotización a éste sea inferior a la base de cotización aplicada en el convenio especial, salvo que el suscriptor del convenio especial manifieste expresamente su voluntad de que el convenio se extinga o que el mismo siga vigente.

Foto: Flickr | Keith Williamson

Otras noticias de interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.