Redacción Gedesco | 8 Octubre 2015 | Economía para todos

¿Qué empresas del IBEX no pagan en plazo?

¿Qué empresas del IBEX no pagan en plazo?

La Plataforma Multisectorial contra la Morosidad (PMcM) ha anunciado que hará público el listado de las empresas morosas del IBEX 35. El próximo miércoles 14 de octubre, la plataforma se reunirá con los líderes políticos en el Congreso de los Diputados, y, tal y como su presidente, Antoni Cañete, ha asegurado en rueda de prensa, se pretenden dar los nombres de las empresas más importantes que incumplen los plazos en los pagos. El principal objetivo es denunciar a la empresa morosa de la forma más transparente posible y con todas las consecuencias.

La plataforma tomó esta decisión en una asamblea abierta y ya ha comunicado a las empresas del IBEX afectadas los incumplimientos en los plazos de los pagos correspondientes, de manera que queden avisados. El presidente de la plataforma, Antoni Cañete, ha querido recordar en la rueda de prensa que el pasado año se alcanzaron los 66.680 millones de euros en morosidad, y que los plazos de pago en las empresas del IBEX, y el resto, registró los 193 días. Es decir, que triplicó los 60 días que, como máximo, dicta la ley.

Todas las organizaciones de empresas que forman parte de la Plataforma Multisectorial contra la Morosidad, han querido hacer pública esta lista, cansados de las promesas del Gobierno y de los constantes incumplimientos de la mencionada Ley. Además, aseguran que, de no hacer nada el Gobierno, recurrirán directamente a la Unión Europea, tal y como lo recoge la agencia de noticias EFE. “Ya no dialogamos, reivindicamos”, ha subrayado Cañete.

Medidas para acabar con la morosidad

En el encuentro entre la plataforma y los partidos políticos se dará oportunidad a los líderes de cada grupo para que cuenten las medidas que pretenden poner en práctica para luchar contra la morosidad en caso de ganar las elecciones. Precisamente la idea de celebrar la reunión en el Congreso de los Diputados, y a escasos dos meses de las elecciones generales, presiona a los partidos políticos a contar a los votantes qué van a hacer en materia de morosidad de empresas.

Cañete ha explicado que también se quiere anunciar la puesta en marcha de un sistema que detecte automáticamente a las compañías morosas, que reduciría el número de empresas mal pagadoras, ya que en los seis primeros meses del año, el 75% de las empresas han tenido contratos con plazos de pago por encima de los 60 días que dicta la ley.

El problema de la morosidad afecta al 60% de las pequeñas y medianas empresas, tal y como se recoge en el Boletín de Morosidad y Financiación Empresarial, realizado por Cepyme. Teniendo en cuenta que las pymes representan más del 90% del tejido empresarial total de España, se puede afirmar que estamos ante uno de los graves problemas del sistema económico en nuestro país. El 22% de las empresas afectadas, además, tienen pendientes de cobro facturas por valor de más del 10% del valor de sus ingresos. Para muchas empresas, aquí residen sus beneficios una vez hacen frente a los gastos, por lo que muchas de estas pymes se ven obligadas a tener impagos con sus trabajadores, o a no poder pagar todas sus facturas, por culpa de terceros. Al final, es una ‘pescadilla que se muerde la cola.

Ayudas financieras

Que las empresas paguen dentro de los plazos establecidos parece, de momento, una utopía. Es por ello que las empresas deben tomar medidas para protegerse de este tipo de situaciones, con el objetivo de no ver lastrada su actividad. Existen soluciones financieras, denominadas como factoring, que permite que una empresa con clientes que tardan en pagar, cobre las facturas adeudadas en tiempo y forma, independientemente de que el cliente no abone la factura a tiempo. Más concretamente, una  pyme o un autónomo puede ceder a una entidad financiera la gestión del cobro de sus facturas. Esta entidad adelanta el dinero que deben los clientes de una empresa, adquiriendo en contrapartida los derechos de cobro de las facturas por abonar.

Con ello, la empresa se despreocupa de saber cuándo y cómo pagarán las facturas que se le deben. Mantendrá el equilibrio de caja más allá de que los clientes se retrasen en los pagos, o cualquier otra circunstancia

Otras noticias de interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.