descontamos pagarés de esta empresa
Redacción Gedesco | 21 Junio 2015 |

Fercampo, historia del éxito al servicio del campo

Fercampo, historia del éxito al servicio del campo

Fercampo, que comenzó su andadura en 1960, es una empresa que compra y distribuye fertilizantes de distintos fabricantes, actividad en la que ocupa una posición de liderazgo en su mercado a lo largo de 50 años de historia.

En sus inicios centró su actividad en la comercialización de abonos de importación, dado que en aquellos años la fabricación nacional se limitaba a los fertilizantes fosfatados y potásicos, vendiendo y distribuyendo productos de fabricantes como Amoniaco Español, Cros, Enfersa, Fesa, Enfresa y, en la actualidad, Fertiberia y UBE Chemical.

La sociedad se constituye en 1965 pero no toma su forma actual hasta 2004, tras ir incorporando a su catálogo productos fitosanitarios, productos químicos, semillas, nutricionales y correctores especiales, creando una nueva empresa denominada Desarrollo y Producción de Semillas, S.L. que trabaja con la marca Deprose.

Deprose es resultado de la colaboración entre S.A.T Córdoba y Fercampo, que durante cinco años se han dedicado a desarrollar, producir y preparar para su comercialización dos nuevas variedades de trigo duro: Carpio y Averrodes y que en el futuro prevén lanzará nuevas variedades de este cultivo.

Fercampo actúa en toda Andalucía y en parte de Extremadura y Castilla-La Mancha y cuenta con delegaciones en Jaén, Córdoba y Sevilla, desde donde comercializan sus productos.

Su objetivo inicial se centraba en descubrir las necesidades nutritivas y de protección de los cultivos de la zona en que trabajan, desarrollar el diseño de los productos necesarios que cumplan esos requerimientos y su distribución a través de los canales comerciales establecidos mediante instalaciones de almacenamiento, camiones de transporte y equipos de aplicación.

Al objetivo inicial se une la búsqueda de la eficaz y rentable para la comercialización de una completa gama de fertilizantes, fitosanitarios y nutricionales, semillas, productos químicos y energías renovables.

En este sentido, un equipo profesional de técnicos y comerciales asesora y orienta al consumidor para que aplique en sus cultivos los productos más adecuados con tecnología de última generación.

Su política de empresa se basa en los siguientes criterios:

1-Una estricta y meticulosa política de riesgos en sus ventas.

2-El cumplimiento puntual de todos los compromisos asumidos con los proveedores, tanto en ventas como en pagos.

4-El mantenimiento de una red comercial propia y lo más fidelizada posible.

5-El reforzamiento continuo de sus almacenes, paletizadoras, centros de fertilizantes líquidos y empresas de aplicación, que optimizan los servicios de ventas, distribución y aplicación.

6- Tratan de mantener lo más alto posible el nivel de precios de los productos que comercializan, evitando actuaciones que contribuyan a erosionar los precios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.