Redacción Gedesco | 10 Octubre 2013

Consejos para elegir el mejor nombre para una empresa

Cómo elegir el nombre de una empresa

El momento de dar un nombre a la empresa es algo que nos acompañará para el resto de nuestra vida, si todo sale según lo planeado. Por eso, es imprescindible pensar bien sobre ello y seguir una serie de recomendaciones que nos ayudarán a encontrar un nombre con gancho. El nombre es la primera imagen que cualquier persona va a percibir sobre una empresa, así que será importante encontrar uno que transmita precisamente lo que se quiere transmitir.

En muchas ocasiones no es necesario darle demasiadas vueltas y el mejor nombre aparece en un momento de inspiración o gracias a la inestimable e involuntaria ayuda de alguien de nuestro entorno. Todo vale para encontrar un buen nombre.

Vivimos en un mundo global y cambiante

También a la hora de buscar nombres las modas cambian. Hace algunos años lo más novedoso era encontrar nombres ingleses, que siempre se asociaban con algo moderno y más profesional. Hoy en día, se intenta huir de esa tendencia. Sin embargo, han entrado con fuerza las palabras de otras lenguas más exóticas como el chino, el japonés o algunas lenguas africanas.

Estos nombres tienen más tirón en un mundo globalizado como el actual y donde las fronteras son cada vez más difusas en el crecimiento de las empresas. En ese sentido es importante que el nombre no resulte impronunciable en otros idiomas, eso le resta vocación internacional a la marca. Por eso existen sonidos, sobre todo aquellos más fuertes que será mejor evitar.

Cada palabra y cada letra cuentan

Otra tendencia que se ha abandonado es la de buscar nombres que empezaran por a, algo muy útil cuando existían los listines telefónicos pero que hoy ha perdido todo su sentido. Hoy se busca más la musicalidad del nombre, su ritmo y su cadencia. Los acrónimos con el nombre y el apellido del fundador han quedado también como un recuerdo del pasado.

Cuando se busca un nombre para la empresa hay que pensar que toda la filosofía, el trabajo y los recursos de la compañía van a quedar reducidos a una sola palabra o a unas pocas. Así, una empresa con un público objetivo joven y dinámico requerirá de un nombre construido de manera más fresca o más coloquial que otro tipo de compañía. Pero si a pesar de seguir estos consejos no das con la tecla del nombre apropiado, confía en un profesional que lo haga por ti.

Este artículo pertenece a la categoría: