Redacción Gedesco | 12 Enero 2017

Descuento de efectos: conoce la operativa

Descuento de efectos

Un descuento de efectos es un instrumento financiero que se utiliza en casos de falta de liquidez. La empresa que recurre a este servicio recibe el dinero correspondiente al efecto, cuando aún no ha vencido, y después de descontar los intereses por el tiempo entre el anticipo y la fecha de vencimiento. Los efectos son títulos de crédito como pueden ser las letras de cambio, los cheques o los pagarés.

Descuento de efectos, lo que necesitas saber

En primer lugar, para entender en qué consiste el descuento de efectos, es necesario saber qué son los efectos comerciales, son documentos en los que figura la deuda a favor de una empresa y el momento en que se debe hacer efectiva, dentro de los anteriormente mencionados, los efectos más utilizados son los pagarés.

Para todas aquellas empresas que cuentan con efectos comerciales pendientes de cobro, el descuento de efectos es una de las soluciones más utilizadas por las compañías para obtener financiación, si todavía no conoces este servicio, a continuación explicamos en qué consiste.

¿Qué es el descuento de efectos?

El descuento de efectos es la operación mediante la cual se anticipa la deuda de efectos comerciales pendientes de cobro, es considerada una de las principales fuentes de financiación a corto plazo.

Es uno de los servicios más utilizados por las empresas que no quieren esperar a la fecha de vencimiento de los efectos para cobrarlos, ya que necesitan conseguir liquidez de manera inmediata.

Intereses en este tipo de descuento

Los intereses en este tipo de descuento serán diferentes en función de múltiples variables como el vencimiento del mismo y la situación en la que se encuentra la empresa deudora, entre otros.

Línea de descuento de efectos

La línea de descuento de efectos tiene una operativa similar al servicio de descuento de efectos anteriormente explicado, no obstante, cuenta con una gran diferencia, la cual consiste en que en la línea de descuento se produce un anticipo de no sólo un documento o efecto, sino de una serie de documentos que se irán descontando a lo largo de un periodo determinado.

Este servicio ahorra gestiones y trámites innecesarios a las empresas ya que se le irán descontando los efectos comprendidos en la línea, obteniendo la liquidez de los mismos, sin necesidad de ir gestionando cada uno de ellos por separado, por lo que supone mayor rapidez, agilidad y comodidad para las empresas.

Ventajas de descuento de efectos

La principal ventaja en un descuento de efectos es que se puede conseguir el dinero de forma inmediata, y sin tener que solicitar un crédito a una entidad bancaria, ya que, en realidad es un dinero que te pertenece, así que se trata de un adelanto del dinero. Cualquier empresa puede beneficiarse de este instrumento siempre que cumpla con los requisitos exigidos.

Fórmula de descuento de efectos

En una operación de descuento de efectos intervienen los siguientes aspectos:

  • El periodo máximo del anticipo. Los días desde la fecha en que se establece el descuento del efecto hasta su vencimiento, que es cuando lo debe pagar el librado o deudor.
  • El tipo de interés. Normalmente este instrumento lleva un interés variable que dependerá de la clasificación crediticia del deudor y del vencimiento del efecto.
  • Las comisiones y los gastos. Todos los gastos y las comisiones a los que están sujetos los efectos presentados al descuento.
  • Librado. En el caso de un pagaré, se trata del deudor que está obligado a atender el pago del efecto en el momento de su vencimiento.
  • Librador. En el caso de pagarés, se trata de la figura que debe recibir el dinero por los trabajos realizados, y a quién le habrán dado un efecto como medio de pago.

Descuento de Pagarés Gedesco

Remesa física o electrónica

Cuando la empresa ha generado los documentos de cobro pendientes contra sus clientes, se presentan ante la entidad financiera para proceder al descuento, de forma que se agrupen en lo que se conoce como remesa. Esta remesa se puede presentar a la entidad de dos formas:

  • Físicamente. En los casos de efectos comerciales en papel, como los descuentos de  pagarés.
  • Electrónicamente. Son recibos bancarios que cumplen con los efectos legales de emisión de las letras de cambio. Para ello se debe utilizar el estándar de presentación de efectos comerciales para su descuento, Norma 32 de la AEB.

Efecto de descuento por parte de la entidad financiera

Tras la presentación de la remesa en la entidad financiera, y aceptados los efectos, la entidad procede a la liquidación de los intereses y gastos generados por cada uno de los efectos que la integran, abonando el efectivo resultante de cada efecto, eliminando gastos y comisiones. Por tanto, los intereses y los gastos de los efectos los cobra la entidad financiera en el momento de presentación de la remesa, no cuando vence.

Se debe tener en cuenta también que hay determinadas entidades financieras que descuentan del efectivo de la remesa un determinado porcentaje para dejarlo retenido en una cuenta, a modo de previsión. Se trata de evitar el riesgo de impago por parte del librado.

Otros artículos: Tipos de Confirming

Este artículo pertenece a la categoría: