Redacción Gedesco | 19 Noviembre 2015 | Consejos para empresas

Consejos para dirigir con éxito una empresa familiar

Consejos para dirigir con éxito una empresa familiar

Según ADEFAM, Asociación por el desarrollo de la empresa familiar en Madrid, en España existen casi tres millones de empresas familiares, generando cerca de 14 millones de empleos en nuestro país. Por lo tanto, el concepto familiar abarca una gran modalidad de tipos de organización, por lo que no es fácil establecer una serie de consejos globales para todas ellas. Una panadería de barrio puede ser una incluida en este grupo. Una empresa de seguros con cientos de empleados y que haya sido creada y gestionada por una familia, también entraría dentro de este grupo.

Por lo tanto, el denominador común, y el hecho sobre el que debemos centrarnos, es la dificultad que puede entrañar el dirigir una empresa con los miembros de tu propia familia. Si se tiene mucha confianza, en ocasiones prima lo emocional por encima de los negocios, y eso puede repercutir de manera directa (y negativa) en la compañía. Por ello, os dejamos esta serie de consejos que ayudan a que una empresa familiar funcione y tenga éxito:

  • Cuando los fundadores de una empresa familiar son un matrimonio, se debe terne cuidado, pues una hipotética separación puede generar diversos problemas a la empresa. Por esta razón, es muy recomendable establecer un protocolo familiar o un convenio. Este documento indica qué hacer en caso de divorcio, así como procesos de sucesión, nuevas incorporaciones a la empresa e, incluso, capitulaciones matrimoniales en las que se especifique el reparto de bienes en caso de divorcio.
  • Si la empresa necesita incorporar a alguien o se está pensando en promocionar a alguien interno, la manera más justa de hacerlo es con la ayuda de un técnico externo, independiente y objetivo, para que además de evitar problemas entre la familia, se elija el candidato más profesional o se ascienda a quien lo merezca, pensando en todo momento en el bien del negocio, y no en intereses personales.
  • Si se trata de una empresa en la que hay dos hermanos, con cierta rivalidad, es vital establecer desde el primer instante las funciones y las responsabilidades de cada uno de los hermanos. El afán de liderar, o las envidias por las responsabilidades de uno y otro hermano, son las principales causas de cierre de las empresas familiares, por lo que se debe plasmar por escrito los objetivos y las responsabilidades de cada uno. También es interesante redactar un código de conducta que refleje los procedimientos en caso de conflicto.
  • Los despidos entre familiares también son una fuente generadora de problemas. En estos casos, es la propia empresa la que debe tomar la decisión, y no delegar en terceras personas. Los miembros de la empresa deben apoyarse en la confianza y cariño que se tienen para asumir esta situación, pero no dejarse llevar por las circunstancias de cada uno. En los casos en los que se trate de un despido a un familiar que está resultando conflictivo, se le debe dar la oportunidad de modificar su conducta o probar a ubicarle en otra sección. El objetivo es que realice otras funciones, de modo que resulte más útil y competitivo para la corporación, antes de tener que optar por el despido.
  • La sucesión en la empresa suele ser el tema más delicado. Existen dos tipos de situaciones. Por un lado, la sucesión en la dirección, es decir, la gestión de la empresa; y, por otro, en el control de la sociedad (o sea, la propiedad). Resulta especialmente complicado elegir a un sucesor en la gestión de la empresa, de hecho, solo el 3% de las empresas familiares supera la tercera generación. Para elegir un sucesor en la dirección dentro de la empresa familiar se debe optar por alguien que tenga interés en dirigir la empresa desde hace años, que esté bien formado/a intelectual y humanamente, que cuente con formación universitaria en el ámbito de la dirección de empresas, que haya trabajado en otra empresa sin vínculos familiares, que asuma el cargo de responsabilidad desde el primer momento, y que demuestre ilusión y entrega.

 

 

Otras noticias de interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.