Redacción Gedesco | 6 Noviembre 2014 | Consejos para empresas

Ahorra costes compartiendo el alquiler

coworking-negocio-compartir-alquiler-gastos-motivación-productividad

Uno de los costes fijos a los que se tiene que enfrentar cualquier empresa, independientemente de su tamaño, es el alquiler del lugar de trabajo, a no ser que tenga en propiedad el espacio de trabajo (algo que no suele ocurrir con demasiada frecuencia). Si no se trata de una empresa que pueda dirigirse y ponerse en marcha desde casa, es un gasto que no podemos eludir por más que queramos. ¿Qué sucede? Que muchas veces es el alquiler el que termina contribuyendo al exceso de gastos en las empresas mes a mes, sobre todo cuando se trata de alquileres muy altos y que terminan ahogando a los negocios.

Debido a este problema hace ya unos años surgió el coworking, por el que se puede compartir un espacio de trabajo y, además, compartir el gasto del alquiler. ¿Quieres saber más?

Beneficios del coworking

Antes de hablar de lleno de las ventajas, vamos a dejar claro en qué consiste exactamente el coworking. Se trata de trabajar en un mismo espacio físico junto a otros profesionales y emprendedores de otras empresas que normalmente se dedican a diferentes actividades.

Decantarse por esta opción también dependerá del sector de actividad del que se trate, ya que existen determinados negocios que por cuestiones de producción o de gestión no pueden compartir sus instalaciones.

El primero de los beneficios es el obvio, la reducción de costes, ya que en lugar de afrontar el coste integral del alquiler, lo compartiremos con otras empresas o con otros profesionales. Además del alquiler, también se pueden compartir otros gastos como Internet o los gastos de luz.

Trabajar codo con codo con otros profesionales o emprendedores también puede hacer que fluyan mejor las ideas y que la motivación y la productividad sean mayores. Además, el coworking no solo supone una forma de trabajar sino que también influye a la hora de hacerte sentir parte de una comunidad.

¿Tiene desventajas el coworking?

Seguramente a esta pregunta ya puedan contestar muchas personas que se hayan inclinado por el coworking, y es que es difícil dar con una fórmula perfecta.

Así como trabajar junto a otros profesionales puede ayudarte a la inspiración, también puede ser una fuente de distracción, ya que si se trabaja en un espacio abierto es complicado mantener un completo silencio.

Por todo ello, a la hora de elegir coworking o alquiler íntegro del espacio de trabajo, será necesario tener en cuenta todas las características personales de tu negocio y ver si las ventajas que te va a traer cada una de las opciones supera con creces a los inconvenientes.

Otras noticias de interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.